Suburbicon -crítica-

Director: George Clooney Suburbicon 1

Intérpretes: Matt Damon, Julianne Moore, Oscar Isaac

Año: 2017

Distribuye: DeAPlaneta  

Sólo con saber quién es el director (George Clooney) y quién los guionistas (los hermanos Coen, sobre todo, junto al realizador y Grant Heslov), ya tenemos un marchamo de calidad en la historia que vamos a ver. Por ello debemos prepararnos para asistir a un espectáculo “típico” de Ethan y Joel Coen, pese a que este guion no es actual, sino que le tenían escrito hace bastantes años, aunque para mí, no ha perdido ni pizca de actualidad, ni de identidad de estos hermanos que cada película que tocan, bien como directores, como guionistas, o ambas facetas juntas, hacen las delicias de sus muchos seguidores.

El argumento, aunque se desarrolla a finales de los 50, también se podía encajar en nuestros días salvando algunas distancias. Una familia vive en el pueblo de Suburbicon, un idílico lugar donde todo parece extraído de un cuento, viviendas asequibles, vecinos amables y serviciales, jardines perfectamente cuidados y alegría por doquier. Un lugar perfecto para criar a una familia. Pero tras esa aparente tranquilidad se esconde una realidad oculta. Gardner (Matt Damon), el padre de nuestra familia protagonista, se ve metido de lleno en el lado oscuro del pueblo, donde las traiciones, los engaños y la violencia afloran en una espiral que nadie sabe parar.

Con un inicio agradable y luminoso, el director nos va presentando a los distintos protagonistas de la historia, el padre, la madre, el hijo, la cuñada y sus entornos, para pasar de manera brutal y accidentada a una serie de situaciones, para mí inconfundible la mano de los guionistas, que desembocarán en sacar a la luz los trapos sucios de cada persona en una vorágine sin retorno muy difícil de detener.

Excelentes interpretaciones de los protagonistas, en especial de Matt Damon, en su papel de padre ejemplar que, tras tomar una mala decisión, inicia una caída a los infiernos en ese lugar tan alejado, en un principio, de cualquier atisbo de maldad. Julianne Moore tampoco se queda atrás y logra trasmitir al espectador toda su delicadeza y su otra cara (aquí no puedo revelar más).

Película intensa, con una historia que, pese a intuir como se va a desarrollar (por los guionistas), engancha de principio a fin, que se hace corta (señal inequívoca de que gusta al espectador) y que nos descubre un lado oculto de la sociedad, no sólo americana, que no vemos (o no queremos ver), pero que está ahí y que ha sido perfectamente dibujada en la gran pantalla por un director que cada día se va superando en esta faceta, puesto que en la de actor ya está totalmente reconocido. El único pero que pondría es que, pese a que encantará a los incondicionales de los Coen, podría no ser apta para un público que no esté de acuerdo con la manera de ver y vivir el cine de estos dos hermanos de Minneapolis.

Acerca de Luis Alberto Jiménez

Me gusta el cine y todo lo relacionado con él. Autor del libro "La discapacidad en el cine en 363 películas". Colaborador de Onda Cero Madrid Norte, con un espacio de "Cultura de Cine" y de la revista "Versión Original" de Cáceres, donde cada mes hablo sobre una película relacionada con un tema que propone la dirección.
Esta entrada fue publicada en Críticas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s