The Duke of Burgundy -crítica-

Director: Peter Strickland             Año: 2014

Intérpretes: Sidse Babett Knudsen, Chiara D´Anna, Kata Bartsch, Monica Swinn

The Duke of Burgundy Web

Historia con una sensualidad latente durante la película. Con toques de fetichismo, lesbianismo y sadomasoquismo, el director quiere presentarnos una relación nada convencional en un ambiente rural entre una entomóloga y su “ayudante” para todo (lo entrecomillo porque realmente es para todo lo imaginable).

Con reminiscencias del famoso cine “X” español, por lo que quiere insinuar y lo que realmente se ve, nos encontramos ante una película muy bien rodada, con una ambientación exquisita, con dos interpretaciones correctas (pues las dos protagonistas son las que ocupan la mayoría de las escenas) y un tema, el de la dominación sexual, que no es nada convencional ni ligero.

La relación entre las dos mujeres, una dominante y agresiva y otra sumisa y masoquista, esta recreada en infinidad de situaciones cotidianas que nos asombran a veces, nos irritan otras y alguna vez nos deja indiferentes, pero hay que ser muy insensible para permanecer impasible ante los juegos de la pareja protagonista.

La dependencia de una de las mujeres en el trato diario, de la otra, lleva a situaciones límite que el espectador presenciará asombrado sin encontrar la justificación a lo que está viendo en la pantalla. Yo, particularmente, no comprendí lo que el director quiere mostrarnos en la parte onírica de la historia.

Todo se va complicando cuando una de las amantes va queriendo/necesitando más dominación/castigo y la otra no sabe si esa exigencia llegará a romper la relación. Por lo que se va creando una situación límite donde los juegos eróticos, los castigos masoquistas y las súplicas por una normalización en el trato entre ambas, pueden llevar a una ruptura definitiva.

En resumen, película no apta para el gran público, no por los toques eróticos ni masoquistas, pues como dije antes se insinúa más que se ve, sino por lo que quiere representar de relación atípica, de búsqueda de una identidad propia en un ambiente un poco opresivo donde una conciencia domina a otra, que se deja dominar, quien sabe si para rebelarse en algún momento.

Acerca de Luis Alberto Jiménez

Me gusta el cine y todo lo relacionado con él. Autor del libro "La discapacidad en el cine en 363 películas". Colaborador de Onda Cero Madrid Norte, con un espacio de "Cultura de Cine" y de la revista "Versión Original" de Cáceres, donde cada mes hablo sobre una película relacionada con un tema que propone la dirección.
Esta entrada fue publicada en Críticas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s